15 septiembre 2017

Somos antisistema, Mami

  • Te hemos visto en el YouTube, cariño.
  • ¿He salido, Mami? 
  • Si, cielo. Tu padre y yo te reconocimos por la ropa cuando estabas al lado de aquel autobús quemado. Por cierto, ¿lo quemaste tú? 
  • Yo y otros colegas de nuestro grupo. Date cuenta que era un autobús de turistas y nos dio mucho trabajo convencer a los guiris de que se fueran. Llevábamos un bidón de gasolina y cogimos unos trapos viejos de un contenedor. Cuando estalló parecía un auténtico infierno. ¡Fue genial! 
  • Seguro que lo pasasteis bien y eso lo que importa, cielo.
  •  Mami, la verdad es que tengo algo de miedo ¿tú crees que me pueden enchironar? 
  •  ¿Enchironar?
  • Meternos en la cárcel
  • No te preocupes, corazón, no se atreverán contigo siendo quien eres y viniendo de donde vienes.
  • ¿Ni siquiera por haber asaltado el restaurante el otro día y haber echado esputos sobre la sopa de los clientes? 
  • Lo verán como una chiquillada, seguro. Nadie, con un poco de sentido común, puede querer encerrar a un montón de jóvenes guapos, sanos y universitarios. 
  • Somos antisistema, Mami, no les caemos bien.  Estamos contra los valores burgueses que ellos representan y la oligarquía nos considera muy peligrosos.
  • Pero cielo, tu padre y yo somos parte de esa oligarquía y no te consideramos peligroso.
  • Mami, soy tu hijo y tienes que defenderme, soy el futuro de la familia.
  • Pero no olvides que somos unos padres liberales y pensamos que debes divertirte a tu manera. Eres joven, buen estudiante y generoso. Todos lo que aprendas te ayudará en el futuro cuando te hagas cargo de mayores responsabilidades. No eres uno de esos alborotadores pendencieros que andan por ahí. Por esa regla de tres y  si nos pusiéramos estrictos, la mitad de la juventud estaría en la cárcel. 
  • ¿Pero Valentina me contó que en su país los que hacen algo parecido acaban condenados a largas penas de cárcel e incluso son asesinados por los paramilitares? 
  •  ¡Qué no te venga la chacha con sus monsergas! Aquello es el Tercer Mundo y son muy brutos. La miseria corrompe la mente y te hace cometer toda clase de barbaridades. Hay sicarios que asesinan solo porque les gusta apretar el gatillo. Es normal que el gobierno intervenga y los ponga en su sitio. A veces hay que ser muy duro con cierta gentuza.
  • ¿Entonces nosotros no somos gentuza, Mami?  
  • Cariño, por favor, lo vuestro es diferente. Lo que hacéis es porque  sois chicos rebeldes con ideales puros. Es un rodaje para curtirse frente a las tempestades de la vida adulta.
  • Y además nos divertimos mucho. 
  • Encima os divertís, eso es lo importante. Ninguna justicia, que se pretende tal, trataría de igual manera, a unos tipos mafiosos y sanguinarios habitantes del quinto infierno, que a unos chiquillos iconoclastas pero sensibles que solo quieren una oportunidad para demostrar lo que valen aprovechando que tienen mucha adrenalina que soltar.

27 comentarios:

  1. me encanta como escribes supongo tal cual eres
    una magia el haberte hallado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias lo que dices es muy estimulante. No siempre estoy yo en mis personajes, a veces hay que mantener ciertas distancias para no acabar atrapado en ellos.

      Eliminar
  2. Tremendo, doctor Krapp. Un ejemplo de que los actos dependen de los ojos que los juzgan, banalización de los ideales por meros actos de gamberrismo, la falta de responsabilidad por los actos propios... Desde luego todo un tratado de los tiempos que corren condensado en un diálogo brillante, como de costumbre. Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre pillas muy bien mis intenciones, David, aunque cualquier texto es susceptible de ser interpretado de formas diferentes.
      El mundo está empapado de banalidad y falta de responsabilidad que son dos virus aterradores ya que nos demuestra que nuestro destino puede estar condicionado por manos caprichosas.
      Hoy mismo y fuera de la península para no herir sucepctiblidades, podemos en el líder coreano o en Trump, esos irresponsables que manejan botones asesinos.
      Un abrazo

      Eliminar
  3. Has escrito una frase que lo resume todo: "La miseria corrompe la mente...". Eso es así de cierto. Solo queda por añadir que esa miseria puede ser de muchos tipos; no solo económica sino también moral, por ejemplo. Y esta última es probablemente más peligrosa que la otra.

    Ese peligro viene dadoporque la miseria económica causa una desesperación en primer lugar, y luego pueden llegar las "barbaridades", como tú dices. Pero la miseria moral suele estar originada por una carencia de principios, y eso a la larga es siempre más peligroso. El famélico puede perderlos también, pero el miserable moral no los ha tenido nunca: se creeen, desde la cuna,que ellos son pequeños dioses a los que nadie puede contradecir. Y así nos va, a ellos y a nosotros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo, la miseria moral es más producto de la ausencia de principios que de la existencia de principios negativos.
      Pero en una sociedad que se mueve en la contingencia del día a día, del hoy sin pensar en el mañana, de valores puramente consumistas y en la que nos conformamos con subsistir acaparando objetos y personas ¿qué tipo de principios son posibles y aceptables?
      No soy capaz de resolver ese dilema.

      Eliminar
  4. ¡Muy bueno! Un retrato sociológico de una parte de esa nueva "izquierda" descerebrada, fruto de una educación permisiva, exenta de valores, muy bien reflejada en la "mami" del sujeto.
    Saludos y enhorabuena por el humor con el que escribes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La impostura no es producto de una ideología, es justamente al revés. La impostura busca formas de reproducirse en una u otra parte del arco ideológico. Hoy he tocado un lado, en otras ocasiones ha tocado otros. La impostura, la falsedad, la mentira es algo que se esconde en todas partes y a veces hasta pienso que puede ser consustancial a la naturaleza del ser humano.
      Muchas gracias, espero verte por aquí de nuevo.
      Saludos

      Eliminar
  5. Uniforme de la Revolución 2017

    Pedimos dinero a papa y mama para comprar gasolina para el coche que papa y mama nos ha comprado, establecemos un punto de reunión con el Iphone que papa y mama nos compararon y con la linea de datos que mama y papa costean. Importante el uniforme, no nos vayan a confundir con niños pijos, aspecto casual-desaliñado-reivindicativo de marca pero sin hacer alarde, cuero, pasamontañas y botas de 150 euros revolucionarias costeadas por papa y mama.

    Importante parecer una victima del sistema, esto nos da impunidad, siempre se puede echar la culpa a las circunstancias, al paro, al alcohol o a la sociedad, a todos menos a nosotros y si algún día nos cogen, tendremos abogado financiado por papa y mama que los de oficio ya sabemos como son.
    Cuando después de dos años sin salir para poder dar la entrada para comprarme mi primer apartamento en un pueblo cercano a Burgos, una chica de familia bien me dijo que se iba a Nicaragua de acción solidaria y le conteste que me daba envidia y me dijo que ¿porque no iba yo? porque mi banco no es tan solidario como tu o como tu familia (familia de las más adineradas de Burgos) y se enfado... Tenia yo en aquel entonces 22 años.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La pijería nunca ha estado en una sola parte, siempre ha compartido espacios a uno y otro lado.
      Tú la has descrito muy bien en ese ejemplo y ya que has puesto un anécdota propia te voy a decir otra.
      Aula universitaria en la Transición. Jóvenes urbanitas concienciados de familia bien, cadena de tiendas y todo eso, que han empezado a hablar en gallego hace dos semanas intentan concienciar sobre el adecuado uso del gallego a jóvenes del rural que han mamado el gallego desde la cuna; de paso, les reprochan su alienación porque no han leído todavía ni un puñetero libro de Gramsci o de Altusser.
      Saludos

      Eliminar
  6. Un texto que dibuja perfectamente la imagen de una parte de la sociedad española y que es tan realista como la vida misma...
    Es esa parte "progre" que se moviliza y de cuyas acciones somos beneficiarios todos . Sus firmas quedan marcadas en los muros; mobiliario urbano; parques y calles de la ciudad y muchísimas veces en las personas "que pasaban por ahí".
    ... Y que sepamos, todo esto, lo quiera usted o no.

    Feliz regreso pos-veraniego, Dr.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Kuto.
      No quiero que se piense, porque no era mi intención, que todos los jóvenes o no tan jóvenes que están en este tipo de cosas son así. Afortunadamente conozco mucha gente que rompe este esquema y son tipos de otra pasta.
      Pero esta peña que retrato también existe, algunos con mamá y otros ya sin ella.
      Oportunistas los hay en todas partes, pero duelen más cuando se esconden tras bellos ideales.
      Un fuerte abrazo, amigo.

      Eliminar
  7. Tu entrada, no sé si viene a cuento o no, me conduce al grupo antisistema ARRAN. Últimamente han alcanzado cierta notoriedad por ir contra el turismo masivo y por definirse como independentistas, socialistas y feministas. Tienen sedes en Cataluña, Comunidad Valenciana y Baleares.

    Se le vincula también con la CUP desde la vertiente ideológica. Han atacado a un autobús turístico, pinchan las bicis turísticas y también se han ensañado con algún restaurante y algunos yates en el puerto de Palma...

    ¿Niños de papá? No lo sé, pero es evidente que quieren hacerse notar y que manifiestan sentirse orgullosos con sus acciones. Capuchas, cuchillos, pintadas, destrozos en mobiliario urbano, algunos incendios... Siempre actúan en pequeños grupos difíciles de controlar.

    Consideran, sin embargo, que la violencia la provoca el sistema que nos oprime y hasta alardean de luchar contra la desigualdad y la injusticia a la que intentan poner freno...

    Sean una cosa u otra o todo lo contrario, lo cierto es que estos antisistema van a más y habrá que estudiar a fondo el porqué de sus actos y obrar en consecuencia.

    Tu tono irónico divertido, amigo Krapp, no esconde un problema que presenta tintes más que preoupantes.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El tema catalán se lo come todo y aunque uno no quiera, siempre estamos influidos por lo que está pasando. Sin embargo, no estoy pensando tanto en la gente de la CUP, donde sé que hay gente muy maja aunque puedan ser muy radicales, como en mi experiencia de trato a través de las décadas con gente de ese estilo en que se justifican determinadas acciones por motivos ideológicos aunque pueden que sean una disculpa, un motivo para montar bulla o para hacer el gamberro. Las peñas ultras del fútbol funcionan igual.
      Luego está ese largo consentimiento de los padres hacia los hijos. Los padres que en ocasiones parecen más cómplices que otra cosa. Supongo que los hijos, al ser un bien más escaso que antes, han aumentado de valor en le mercado de valores sociales (ésto último es en modo sarcasmo)
      Gracias, Luis Antonio
      Un abrazo

      Eliminar
  8. Pues Marx Lenin y demás también eran burgueses. De hecho, desconocían bastante al proletariado que decían defender. Vale que hay mucha pose y mucha chorrada, pero ser de origen burgués no desacredita para que alguien sea inquieto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La burguesía es la protagonista de cualquier movimiento de vanguardia social desde la Revolución Francesa. La liberación de las masas, fue al principio la liberación de las masas burguesas y se extendió al resto con la industrialización y la aparición de los asalariados. Luego vino todo lo demás. El proletariado por desgracia, ya tenía bastante con alcanzar su propia supervivencia y solo con la democratización de la enseñanza tras la Segunda Guerra Mundial pudo acceder a defenderse por si mismo cosa que no estoy muy seguro que haya logrado alcanzar.

      Eliminar
  9. Un texto "divertido" y crítico.
    Me siento agotada respecto a la fauna política de este país (me refiero a España). Siento no tener nada que decir.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias.
      Entiendo tu agotamiento es un tema que nos tiene agotados a todos y que no tiene resolución.
      Fíjate en este fragmento de Cabaret. Los que están ahí tampoco tienen nada que decir.
      Las pasiones llegan a donde la razón no llega.

      Aquí te lo dejo en este enlace.

      Eliminar
  10. Bueno, has dado con el perfil de los que se autodenominan como antisistema. De día jugando con mecheros y contenedores y de noche tomando el Cola-Cao de mamá. Es la contradicción de luchar, o decir que luchas, contra un sistema del que te estás beneficiando y que en cierto modo te ampara.
    Revelarse es cool, y no hay mucho más que rascar.
    Bicos.

    ResponderEliminar
  11. ¡Qué envidia nos tenéis los pobres!

    Ya en serio, he conocido ejemplares como los de tu cuento, que cuando veían las orejas al lobo llamaban a papá. Pero también –como dices más arriba- personas que renunciaron a una vida muelle por sus ideales, con todas las consecuencias.

    Saúde.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que tiene ser un hijo de papá aunque en este caso de mamis. A veces cuesta distinguir lo verdadero de lo impostado porque la fauna humana suele ir muy junta por la vida y ser sexador de pollos es un trabajo muy mal pagado.
      Saúde

      Eliminar
  12. Quiero pensar que este estupendo dibujo q has hecho de la estupidez al más alto nivel de algunas mamis sumado al encefalograma plano de algunos chavales no es habitual ... me parece que a las mamás mega pijas no les hace mucha ilusión ver a sus hijitos mezclados con chusma reivindicativa por más enrolladas y tolerantes que se quieran vestir. Otra cosa sería si en vez de antisistema les sale el niño DJ o cooperante que encima eso queda bien para el currículum ... poco importa la coherencia si podemos vivir de mera apariencia ; )

    Claro que ahora mismo pudiera ser verdad que en Cataluña hoy mismo pueda haber montón de hogares en los que efectivamente tu esperpéntico relato sea verídico jaja imagino lo orgullosísimas que estarán muchas mamás de ver disfrazados a sus niños de revolucionarios defendiendo el sagrado derecho a...
    ser más cabezota que nadie ( te diría lo de a ver quien la tiene más l... pero queda muy basto ; ) o aun mejor atrincherándose justo a sus polluelos en las escuelas porque ya se sabe q la familia que acampa unida este finde en el cole tiene abonotransporte gratis, dos puntos más en mates y excursión de fin de curso a Port aventura ; )


    Aaaaay! en fin ... ánimo que tras tanto ruido todo quedará en resaca!

    Un beso grandísimo y hasta otro ratito que hoy me he acercado a dar mis condolencias a todos los pobres catalanes que conozco aquí ... porque sin ninguna duda de ellos, de todos será...
    El reino de los cielos de la república independiente de Cataluña ; )



    ResponderEliminar
  13. Vale, hoy tras todo lo q he visto retiro mi tono distendido y alegre. Siento muchísimo todo lo q está sucediendo en Cataluña. Es un día triste y vergonzoso para todos,da igual como pensemos. Un beso cabizbajo.

    ResponderEliminar
  14. Esta entrada era una broma, un juegecilllo inofensivo a costa de algunos de esos personajes que pululan por nuestra realidad. Lo otro es la cara irreconocible de la tropa, esa tropa uniformada que supo retratar nadie como Goya. Los otros, esa pandilla de ilusionistas que han sabido excavar en los sentimientos emocionales que todos tenemos hacia lo que nos es propio y convertirlo en demanda política inmediata, no es tan irremediable como la tropa que se convierte en algo imparable cuando se pone en marcha.
    ¿Responsables? Los dos lados, pero siempre tiendo a estar de parte de los que son machacados por las razones de Estado por muy buenas que éstas sean. Victimismo interesado aparte.

    Gracias por tus siempre estupendos comentarios que tanto enriquecen mis entradas.

    Un beso bien grande por encima de contingencias amargas.

    ResponderEliminar