03 agosto 2014

Mito, rico y demolido

El cuerpo reposando blando sobre el mullido e historiado sillón mientras las manos, siempre en guardia, vigilan cualquier movimiento sospechoso que pudiera poner en peligro la majestad de su ilustre cabeza calva. Su mirada es nerviosa, desconfiada y solo descansa cuando se encuentra a buen recaudo y en territorio familiar.
La familia: cuantos disgustos, cuantas satisfacciones. Pero es lo único a lo que agarrase cuando ruge la tempestad.
Fuera de casa no hay nada seguro. Nunca se ha sentido seguro. Incluso cuando personas e instituciones se inclinaban a su paso. Cuando era en si mismo una institución benévola y patriarcal levitando como una nube espesa sobre la realidad de su propio país.
Un país que le mimaba porque él sabía como mimar a su país.  Un país que acabó convirtiéndose en una proyección especular de si mismo. Sin que apenas se dieran cuenta. Con democracia, elecciones y todo esos asuntos que parecen importantes. Sin dictaduras, violencia, ni mandangas autoritarias. Aplicando el torniquete en el momento  adecuado.  Y es que nadie le va a enseñar nada a  él que es médico y sabe como hacer las cosas.  A fin de cuentas no hay novedades. En su país los que mandan siempre han hecho así las cosas.
Una simbiosis perfecta le unía a su país. Una simbiosis que hasta ahora todos respetaban. Hacerle daño a él era hacerle daño a todos sus conciudadanos. ¿Por qué, entonces, un enriquecimiento económico personal o familiar no se considera un beneficio para el propio territorio? 
Es duro para una persona corriente representar a toda una nación durante tantos años. Necesitas alicientes para seguir siendo eficaz escudo ante los muchos enemigos. Lo intentaron. Desde dentro y desde fuera pero fracasaron. Fracasaron estrepitosamente y sólo él mismo decidió el momento y la hora de su propia inmolación. ¿Para qué?
No es un beato. En realidad de la Iglesia admira, sobre todo, su sentido de la pompa, de la majestad y esa capacidad de imponerse sobre la ruda fealdad de las cosas. Los representantes del alto clero, no contaminados por el contacto mezquino de las masas, son un ejemplo viviente de por qué la institución católica ha sobrevivido y mejorado después de toda clase de contingencias. Frente a lo que piensan muchos, los cismas, la reforma, las guerra de religión o el laicismo contemporáneo han servido para limpiarla de excrecencias, purificarla y hacerla más perfecta a sus ojos.
Hubiera sido perfecto que su país hubiera funcionado como una iglesia. Ahora se  entendería mejor el sentido religioso de su último sacrificio y expiación. Quizás llegase a los altares ahora  que sabe que su estatua no presidirá las plazas.  A los santos se les perdona lo que a los políticos les condena. Su humanidad les salva de los peligros de la  santidad. Él sería un magnífico santo con sus santas debilidades. Incluso podría ser un magnífico dios doméstico como los que había en la antigua Roma para dar suerte o proteger matrimonios y patrimonios. 
Protegería los patrimonios ajenos con la eficacia con la que protegió el propio durante 34 años. Sin descanso y como un dios.

25 comentarios:

  1. Es totalmente injusto, más de treinta años de servicios se los pagan así..
    ,Injusto pueblo catalán que no sabe recompensar a sus lideres fundadores como se merecen, ¿ellos que mantenían a raya a los españoles son así recompensados?, ¿Que son cuatro monedas ante la posibilidad de una unión nacional? Han sido ellos los que sin hacer nada se beneficiaron el trabajo del líder, ellos no hicieron nada, fue el líder y ¿así se lo pagan?, me parecen más bien las Cuentas del Gran Capitan:

    "Cien millones de ducados en picos, palas y azadones para enterrar a los muertos del enemigo. Ciento cincuenta mil ducados en frailes, monjas y pobres, para que rogasen a Dios por las almas de los soldados del rey caídos en combate. Cien mil ducados en guantes perfumados, para preservar a las tropas del hedor de los cadáveres del enemigo. Ciento sesenta mil ducados para reponer y arreglar las campanas destruidas de tanto repicar a victoria. Finalmente, por la paciencia al haber escuchado estas pequeñeces del rey, que pide cuentas a quien le ha regalado un reino, cien millones de ducados."

    Estos catalanes son egoístas y aun no están dispuestos a esforzarse por su país en la medida que las circunstancias lo requieren...y el lider lo necesita.
    Me recuerda a Jesus Gil que cuando se metían con él, se metían con Marbella..

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, Temujin, te veo como un fantástico portavoz de CDC aunque no sé si tendrás suficientes conocimientos de catalán.
      El líder, siempre el líder, el padre, el hombre que lo soluciona todo para que los demás vayamos bien encarrilados y si al final demuestra sus flaquezas nos hace huérfanos a los que confiábamos en él.
      Las Cuentas del Gran Capitán es un documento absolutamente extraordinario en un período donde aún se podía cuestionar al rey. Cien años después aquello le hubiera costado la cabeza a Gonzalo Fernández de Córdoba.
      Un abrazo

      Eliminar
  2. Pujol cae entre otras cosas por soberbio, por prepotente. Ha tenido tres amnistías fiscales y ha pasado porque se creía un intocable. Y razones tenía para creerlo puesto que ha detentado durante más de treinta años un poder absoluto con una opinión pública sobornada, silenciada, adoctrinada y acojonada. Una oposición inflitrada de nacionalismo e incapaz de plantarle cara a prácticas corruptas y mafiosas por miedo a que cayera sobre ellos la condena de "españolistas" que es el ritual habitual en este país de pensamiento único y patriotero.

    Este honorable tipejo bajo la capa de un patriotismo casposo-católico creó un partido para ordeñar Cataluña y nadie le ha enmendado la plana, la impunidad del "honorable", de su familia, de sus amigos y de su partido ha sido escandalosa. Protegida por su identificación con Cataluña, atacarle a él era atacar a Cataluña, ahora la gente esta desorientada y en silencio trata de decir que es algo privado. y una mierda!! Su partido tiene la sede embargada, sus principales dirigentes han tenido que dimitir y sus símbolos principales están acusados de corrupción: la Generalitat, la bombonera-Palau de la música y el Barça. Solo falta que el Abad de Montserrat sea acusado de... de lo que es experta la iglesia católica.

    Y lo dejo que no quiero alterarme, ya hace días que he decidido pasar...

    Besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uyyy!! he olvidado decir que lo que pasa aquí no es diferente a lo que pasa en el resto de España, por si acaso alguien cree que soy criptoespañolista y es incapaz de pensar que hay vida fuera de los nacionalismos (español, catalán o de mañilandia).

      Eliminar
    2. La corporización de una idea a través de una persona o una familia determinada es tan frágil coma la propia humanidad de la que depende. Esa idea del "padre de la patria" que se pone al frente de su pueblo para llegar a la libertad deja a los ciudadanos huérfanos cuando se descubre la desnudez del emperador convertido en un cuatrero
      Es desconsolador porque las identificaciones políticas son identificaciones sociales y en Cataluña una determinada clase social se identificó con la suerte de Los Pujol. Ahora caben dos casos: que se decida hacer borrón y cuenta nueva o que se opte por decir aquello de "Es un hijo puta pero es NUESTRO hijo puta"
      Pasa en todas partes pero el tema de Cataluña es singular por tratarse de uno de esos mitos sagrados de la Transición. Ni siquiera la trayectoria de Felipe González se acerca ni de lejos a algo tan deleznable.
      Besos

      Eliminar
  3. Pobres catalanes, entre lo que les roba España y lo que les roba los Pujol, se van a quedar con el culo al aire.
    De subir a los altares, sería un buen patrón de los defraudadores, porque de buen ladrón tiene poco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto demasiados ladrones para un mismo país. Todo ladrón cree que los demás son de su condición y como además es católico y buen padre de familia seguro que piensa que con su propia expiación es suficiente y alcanzará para toda su parentela.
      No lo tengo nada claro pero líbreme el cielo de dar lecciones de ética a alguien tan por encima del bien y del mal.

      Eliminar
  4. El hombre de estado no tenía los bolsillos suficiente grandes para metérselo en ellos. Así están las cosas, vamos de sorpresa en sorpresa hasta la desesperación.
    Bicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como no quiero pensar en el tópico catalán, quizás hay algo de complejo de Diógenes en todo ello ya que es el clásico caso de acumular y acumular sin llegar a disfrutar nunca de lo conseguido. ¿O es que pensaba únicamente en el futuro de sus hijos? Un padre ejemplar, por tanto.

      Eliminar
  5. Un ejemplo más de como el poder corrompe al más pintado.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por intervenir en un tema tan localista como éste. En todo caso imagina lo que es ser un símbolo de una comunidad durante 40 años y luego confesar que has defraudado a Hacienda durante todo este tiempo ya que no tenías tiempo para declarar lo que habías conseguido de forma irregular por donaciones interesadas.
      Abrazos

      Eliminar
  6. En realidad lo único novedoso de este personaje en relación a sus congéneres aves de rapiña de la clase políticos farfulladores ininteligibles que roban a cuatro carrillos mientras regalan sonrisas de conejo a sus votantes y dan clases de honorabilidad es que al final cantó la parrala.

    ¿Alguien duda por qué? ¡la familia está pillada! ¡porca miseria! a Don Croleone le toca pringar, mejor que le condenen a él que a sus retoños, con 84 años y los que te rondaré morena hasta que dicten sentencia en vete a saber cuantas causas se le abran o reabran, jamás pisará prisión...así que según reciba las sentencias condenatorias irá encendiendo la chimenea con ellas mientras se enciende un buen habano y olisquea el coñac gran reserva en su copa disfrutando de la puesta de sol desde su masía en la república independiente de más allá del bien y el mal a mano derecha:-)


    Desde le desfalco de banca catalana hace más de 30 años...TODOS LO SABÍAN ... calló Felipe González, luego Aznar, callaron todos como muertos el enanito doctor les hizo un torniquete bien hecho con la dichosa gobernabilidad ... a veces damos pena viendo como nos han engañado y siguen engañando como a chinos y aquí seguimos mi querido Dr... haciéndonos cruces ya no sé muy bien por qué si es suma y sigue... casi me dan ganas de decir eso que dicen en los funerales pero por nosotros no por él...roguemos una oración por el eterno descanaso de ... nuestra alma .. a ver si así la dejan descansar que ya le vale. A este paso descubriremos que Melchor y Gaspar llevan robando 2000 y pico años en el portal de Belén:-)


    Muchos besos honorable Dr jaja... tú sí que lo eres no este enano saltarín.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo en lo que cuentas y en como lo cuentas.
      Lo novedoso del caso es la duración del espolio y que lo haga alguien que ya estaba en los altares políticos y sociales de la Transición. ese lugar sagrado que huele ya a podrido y que había que airear de una puta vez a ver que se coció ahí dentro a espaldas de la gente.
      Cantó porque no tenía remedio y porque tal como dices nadie le iba a ir a la chepa, pero tampoco creo que lo disfrute demasiado. Imagínate a lo mejor se pasó media vida pensando que iba a salir de rositas y ahora le viene todo ésto encima. Si es humano y no divino, tendrá remordimientos de que su figura se enfangue de esta forma. Esa duplicidad psicológica entre lo que eres y lo que parece que eres debió ser jodida aunque no se tuviera muchos escrúpulos, pero cuando se desvela todo y quedas como un chorizo del tres al cuatro habiendo sido antes el Molt Honorable más bien parece una hecatombe para la autoconsideración personal.¿O piensa que la expiación será su redención por los pecados cometidos? Terreno complicado.
      Muchos besos, María.

      Eliminar
  7. A todos les llega su hora, estimado Krapp, o a cada chancho le llega su San Martín, como decimos los argentinos de entre casa. Aquí la estoy esperando con ansias.

    Muchos besos.

    Fer

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te digo igual que a Carlos, gracias por comentar sobre un tema que te coge de lejos.
      Jordi Pujol ha sido tan afortunado engañando a la genet durante tantos años, convirtiéndose en un símbolo vivo de la Cataluña real y de la Cataluña posible y aunque la gente se olía que había mucho zonas oscuras detrás nunca pudo imaginar o no quiso saber que estaba gobernado por una auténtico Padrino de esos que cobran el "pizzo" por cada obra pública que se iniciaba en aquel territorio. Esas cosas siempre la imaginamos en dictadores corruptos y no en esos que llaman padres de la patria.
      Aquí también decimos lo mismo sobre nuestros cerdos o nuestros puercos aunque tarde en llegar San Martín.
      Muchos besos, Fer.

      Eliminar
  8. Ídolos que se caen y, con mucho estruendo.

    Pobriño!

    Un beso


    Josela

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se caen los ídolos que sostenían un tinglado que realmente enseña su verdadera cara después de tantos años de irse carcomiendo pro dentro. Eso es bueno
      Besos

      Eliminar
  9. Opinar sobre este personaje a uno que reside en la Cataluña creada a su imagen y semejanza es especialmente abominable. Ya hay un movimiento que sostiene que su caída ha sido una maniobra urdida por el estado para desvirtuar el independentismo. No dudes que tarde o temprano volverá a utilizar la bandera para protegerse y para sus descendientes que formarán uves en Barcelona en breve plazo seguirá siendo uno de los suyos aunque ahora simulen desmarcarse de él. Todos sabemos que no le pasará nada, que habrá más ruido que nueces, y seguirá existiendo la omertá en esta tierra que se pretende tan moderna, tan seria y productiva, tan mejor que los demás a los que se desprecia. Habrá muchos poderes que impedirán que Pujol caiga, dentro y fuera de Cataluña. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo en la sensatez o seny o como le llamen del pueblo catalán aunque también que la gente es capaz de negar lo más obvio para no perder sus referentes. Sin embargo creo que el golpe ha sido realmente duro y en la línea de flotación de una burguesía oportunista y en algún caso rapiñenta. Todavía no sabemos hasta que punto quedará afectada por el conflicto ya que el propio descrédito cuando es tan obvio no hay quien lo tape y menos la familia Pujol. Todo es demasiado tenebroso como para que su imagen se restablezca, además es muy mayor como para verlo.
      El pueblo catalán no es peor que cualquier otro y la gente por encima de ideas patrióticas confortables, necesita creer en si mismo y en un mínimo asomo de dignidad.
      Abrazos

      Eliminar
  10. Qué aburrimiento, Dr. Krapp, de corruptelas y tejemanejes. Estamos hartos de que nos engañen, nos manejen a su antojo, y no pase nada.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pasa. Está pasando. Si no fuera así no tendrían tanto miedo a los que quieren cambiara las cosas.
      Besos

      Eliminar
  11. ESE PODER QUE ENVENENA Y CORROMPE AL MAS PINTO DE LA PALOMA...

    YA REGRESANDO DE VIAJE Y LISTO PARA LEERTE.

    SALUDOS
    CARLOS

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizás no hemos buscado con bastante fuerza algún antídoto contra la embriaguez del poder. Posiblemente porque requiera no estar embriagado por sus encantos para poder descubrirlo.
      Gracias, Carlos. Dichosos los viajeros que se pueden sacudir el polvo del camino y descansar después de haberlos recorrido.
      Saludos

      Eliminar
  12. Hola Dr. esa embriaguez de poder tiene un antídoto, pero la mayoría de los humanos (gobernantes y gobernados) somos reacios a la cura.Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que tiene cura, Alejandra, pero como bien escribes somos reacios porque no queremos desintoxicarnos de la vanidad, la soberbia y de esa necesidad de vernos por encima de los demás.
      Saludos

      Eliminar