30 diciembre 2013

Héroes rellenos y juicio al año

 
Apareció ante el Alto Tribunal tras la explosión de la nube multicolor. Llevaba barba de medio pelo e iba vestido con gorra de visera, camisa de leñador canadiense y tejanos astrados. Un perfecto grunge rescatado de los 90 si no le traicionase el mandil manchado, los ojos opacos y las arrugas de viejo. Portaba en su mano un cuchillo tan enorme que podría partir el Himalaya en dos. En la mesa de cocina un extraño ser chillaba y pataleaba.
  • No te asustes-le dijeron- somos los jueces  encargados de valorarte ahora que ha llegado el momento de que te vayas. Al parecer, te hemos pillado cocinado.
Sorprendido, se irguió, soltó el cuchillo y saludó con la cabeza mientras con un viejo trapo limpiaba sus manos de inmundicias.
  • No es nada, estoy ultimando una receta  que he mejorado y me voy a permitir rebautizar de nuevo.
  • ¿Cómo la vas a llamar?
  • Capón de héroe relleno de cabellos de ángel y crema pastelera a la Mandela. Quiero que sea un plato definitivo y que por tanto guste a grandes y chicos, pobres y ricos, imperialistas y sometidos, racistas e integradores,  dictadores y libertarios... En fin, digestivo y atractivo para todo el mundo.
  • Nos recuerda a otros ya existentes.
  • ¿Te refieres a los dedicados a Gandhi o Luther King? Los he mejorado, mi receta será mucho más asequible. Incluso estoy en conversaciones con una compañía de comida rápida para que lo incorporen al menú. No espero alcanzar el éxito del dedicado a Jesús pero al menos estará al alcance de cualquiera. Espero que sea tan versátil como para permitir que cada cocinero haga las combinaciones que más le interesen.
  • Muy bien, ahora toca hacer balance de tus 365 días. No has sido precisamente un año muy positivo.
  • He hecho lo que he podido teniendo en cuenta la herencia recibida. 
  • Eso nos suena familiar, creo que lo hemos oído mucho este año.
  • Es que es así. Llaman demasiado la atención los asuntos tremebundos, casi siempre venidos de otros momentos, pero las cosas han seguido su rumbo. No se ha interrumpido el ciclo de la vida con sus nacimientos, muertes y resurrecciones y las olas del mar siguen besando las arenas y acariciando las rocas en  vez de escapar asustadas más allá de la estratosfera. Mucha tristeza dicen, pero las mareas siguen su curso y no se han desbocado.
  • ¿Pero quien va a pagar los platos rotos?
  • No es mi problema, yo ya me voy. 
  • Debes asumir tus responsabilidades ante tanto malestar, tristeza y dolor.
  • Mis responsabilidades acaban el 31 de diciembre a las 23 horas 59 minutos y 59 segundos. 
  • Quieres eximirte de tus obligaciones.
  • Mi única obligación era darle continuidad a la vida. Lo he hecho y me largo. Ahora me han invitado a una fiesta de despedida y aún estoy con estas pintas. Me tengo que vestir de etiqueta y hacer la maleta.
  • Esperamos que al menos te diviertas.
  • Oh sí seguro, en las fiestas de despedida la gente es increíblemente amable y cariñosa. Debe ser porque saben que no te van a volver a ver. 
  • No les entretengo más, recuerdos cariñosos y mucha suerte a mi sustituto. Créanme,  la necesitará.

37 comentarios:

  1. No pillo el mensaje subliminal.... Ni siquiera el que seguramente a todos les salte a la vista y quede absolutamente claro en cuanto lo empiecen a leer, pero no me importa, Krapps. Me da igual. Lo único que quiero es que empieces el año y lo continúes durante otros 364 días con buen ánimo, con ganas de vivir, de disfrutar, de pelear, de seguir criticando con esta genialidad que dominas tan bien, todo lo intolerable y vergonzoso que nos seguirá pasando..
    Te deseo lo mejor, Krapps.
    Un beso con todo mi cariño

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que conste aquí que después de leer tu comentario he modificado la entrada ya que he considerado, tal como dices, que era demasiado críptica y poco inteligible. Te agradezco ttu sinceridad así como esas preciosas palabras de ánimo que me dedicas y que tendré bien presentes durante mucho tiempo.
      Muchas gracias, Novicia, yo también te deseo todo lo mejor para ti.
      Besos y Feliz Año.

      Eliminar
    2. el problema no son los platos rotos, sino quién lava los platos... por lo pronto, para aliviarlos de tan tremebunda tarea, ya me he hecho cargo y tengo la pileta llena de agua y toneladas de detergente; pásenme los suyos que los lavo. Eso sí, pongan la pavita en el fuego, sin el mate no funciono. Buen año para todos!!!

      Eliminar
    3. Vas a tener que enseñarnos a más de uno a calentar el mate a la temperatura adecuada. Respecto a lo de lavar los platos me inclino por comprar un buen electrodoméstico que se encargue de esas funciones aunque sé feahcientemente que es una actividad muy relajante.
      Buen año para ti aunque sea ya el día 7.

      Eliminar
  2. Definitivamente el 13 no te ha gustado ni pizca, con vaya pintas has pilado al pobre, eso sí cocinando que ahora parece que de pronto a todo le mundo le ha dado por ahogar sus penas en los fogones, grandes y chicos de cocinitas para terminar todo en el McDonal´s pero queda muy ecológico sano y saludable eso de preparar guarnición de lechuga tártara en salsa boloñesa a las finas hiervas en tempura de yo que sé que jajaja ahora miras un menú y tiene más rollo que yo que ya es decir :))

    En fin, ánimo... verás como el 14 nos llega con un par de huevos fritos de gallina de corral con patas de la huerta de tooda la vida... no desesperes:-)


    Muuchos muuchos besos y todo lo mejor para el 2014 y nooo se te ocurra rechistar.. será bueno para ti y los tuyos quieras o no quieras :-)


    PD
    Prometo desayunar alguna vez el próximo año en tu honor si eres bueno ¿vale? Muuuaks!! :))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me estoy coronando y aun no hemos salido del 13... con patas nooo con PATATAS ... perdón... me temo que lo mío ya no tiene solución:-)

      Eliminar
    2. De vez en cuando no pasa nada si nos damos un caprichito y nos pasamos a uno de esos platos que tienen más contenido en las letras que lleva su nombre que en los ingredientes de la manduca propiamentee dicha
      Gracias, ya llevamos una semana del 14 y la cosas podían ser peores debe ser que como estábamos en fiestas y era más fácil esquivar el mal fario
      Besos y bonitas cosas en el 2014.
      PD: Si nos has desayunado el Día de Reyes no tienes perdón de Dios.

      Eliminar
  3. Así que capón de héroe relleno, ¿eh? Curiosa representación de los años, como cocineros que se cepillan a la gente para luego pasar a la historia de la gastronomía. Aunque creo que ese es un simple maquillaje: son tan coquetos que no quieren que se les recuerde como lo que son, simples matarifes. Un matarife reconvertido en cocinero, sin embargo, parece que tiene más caché. Bueno, visto así...

    En fin: que haya suerte el próximo año y nos vayamos librando del cuchillo. Suerte, herr doktor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una visión diferente y enriquecedora de la entrada, Rick. Mi idea era poner como ejemplo de las insensateces de este año pasado al uso y abuso que se ha hecho de Mandela a raíz de su muerte haciéndole digerible incluso para los que no hubieran dudado en mandado al quinto infierno si hubiera sido un valedor en su territorio.
      Los años se cepillan a la gente porque tienden hacerla más sumisa y amedrantada.
      Suerte también para ti, Rick.

      Eliminar
  4. La necesitará el sustituto y esperemos que por lo menos sepa encontrar entre los peroles las recetillas esas que con pocos ingredientes las disfrutaban muchos...sin necesidad de sacrificar tantos inocentes.Y, como bien dice este viejo 2013 que se aleja que el ciclo de la vida seguira su curso.

    Espero que estes ya recuperado?

    FELIZ ENTRADA DE AÑO KRAPP.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El sacrificio de los inocentes no deja de ser nunca el mejor colchón de los culpables para seguir hacuiendo lo que quieren. Esperemos que haya más suerte este año.
      Estoy recuperado, gracias Bertha.
      Feliz segunda semana del año.
      Un abrazo

      Eliminar
  5. Mandela ya es un santo laico, como Luther King, como Gandhi, es decir, propiedad de todos y absolutamente inofensivo. Cualquier chiquilicuatre o dictador podrá mentarlo como patrón suyo. Ese es el peligro de los homenajes. ¿Y el año que acaba?: uno más en la serie del disparate y la genialidad humana. El año que viene en mi tierra será peor. Ya lo ha anunciado el President, que será un año clave, fundamental, fundacional, inolvidable. Tenemos matraca para todo el año y los que siguen. ¡Qué ganas me dan de exiliarme y largarme de aquí! Procuraremos llevarlo con paciencia, infinita paciencia y desapego, esperando que acabe pronto esta tortura dialéctica.

    Un cordial saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Terrible ese vaciado de esencias para que las grandes figuras históricas puedan convertirse en un playmobil para que juegue todo el mundo.
      Os deseo a los de vuestra tierra mucha suerte en este año y espero de toda corazón que la insensatez no desborde los límites y que las banderas patrióticas y las alucinaciones fantasiosas no destruyan la única identidad desde la que podamos actuar: la individual de cada uno.
      Saludos cordiales

      Eliminar
  6. Poco se podía esperar de un año que acaba en trece. El siguiente lo tiene fácil para hacerlo menor, o eso espero.
    Feliz año, her doctor

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso esperas, Chafardero, y lo esperamos lo demás, aunque uno tiene la impresión de que en estos casos la voluntad humana tiene mucho más valor que la numerología.
      Muy buen año.

      Eliminar
  7. Pues eso que se vaya de una puta vez, el que venga no creo que lo pueda hacer peor ¿o si? joder nunca se sabe
    Nos seguimos viendo. Salud

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si jode como el anterior sería cuestión de plantearse el exilio a algún asteroide fuera de la influencia solar. Creo que el autobús del cometa Halley le falta mucho por llegar pero no sería mala idea.
      Nos vemos. Salud

      Eliminar
  8. 2013 ha sido un año mierda pero temo que termine, porque 2014 huele a demoledor.
    Procuremos ser felices, algún rato.
    Besos, Dr.Krapp.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No olvides que sobrevivir a la mierda te puede hacer inmune a las desgracias posteriores. Este año no parece que vaya a ser bonito pero al menos a lo mejor estamos más preparados.
      Casi pienso que procura la felicidad deberíamos procurar reconocerla cuando pase por nuestro lado.
      Besos

      Eliminar
  9. Al año que está llegando a su fin le reprocho, sobre todo, que me haya hecho más viejo. Entre otras cosas. Al nuevo no le pido nada...para evitar frustraciones.

    Un fortísimo abrazo, estimado amigo Krapp

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si solo le reprochas eso no debes de preocuparte, es asunto de familia o genética no un aporte de su naturaleza individual. El 2014 es de la misma cuerda pero como decía más arriba a lo mejor nos pilla más preparados.
      Otro abrazo bien fuerte.

      Eliminar
  10. Paso simplemente a dejarte mi saludo público de fin de año, amigo Krapp.
    Feliz 2014!!!

    Muchos besos!

    Fer

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz 2014, Fer, a una semana ya del acontecimiento.
      Muchos besos

      Eliminar
  11. 2014 tiene mejores pintas, así inicialmente. No sé el motivo, pero apuesto un episodio de" Persons of interest" a que nos da buenos momentos. Ya sabes que soy optimista!

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que se necesita un esfuerzo individual para que las cosas vayan mejor, no podemos dejarlo todo a la suerte o a la conciencia colectiva, eso lo sabes tú muy bien. Apenas conozco esa serie pero te tomo la palabra.
      Abrazos

      Eliminar
  12. Me temo que si necesitará suerte el 2014, o mejor la necesitaremos nosotros.
    Es difícil que las "mareas" se desborden, pero si por algún lado puede venir algo nuevo será por un comportamiento imprevisible de ellas. Eso sí, mientras no se despisten con cantos de sirenas y sueños de arcadias felices.

    Seamos buenecicos, deseemonos un buen año 2014 y a ver por donde salimos.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las mareas se componen de personas que se comportan al unísono en determinadas circunstancias, idealmente cabría pensar que si varían los comportamientos individuales las mareas pueden cambiar su flujo. ¿Qué lo impide? La comodidad, el dejarse llevar, el sentirse a gustito en la masa que te guía. Por eso es necesario formularse un NO en voz bien alta. Un NO a la manipulación, al engaño, al desvío de problemas, a los afanes grupales que intentan impedir la manifestación individual de las conciencias. Mientras haya gente que diga NO hay esperanza y en el 2014 habrá más gente que diga NO estoy seguro. Verás
      Besos

      Eliminar
  13. Siempre es bueno la presencia de ídolos, sujetan a las masas al hacerse inaccesibles y sobrenaturales. La economía de mercado ha sustituido a esclavos y razas por consumidores y estatus económicos. Mientras adoramos a los héroes nos olvidamos de los mezquinos que mandan. Asi un mundo justo se convierte en utopía irrealizable, ya se sabe, es imposible. Me ha gustado la entrada, me compraré una camiseta de Mandela para ser bueno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Suscribo tu comentario, Temuijin. Ponga un santo en su vida y olvídese de quien le putea mientras sueña con que aquel le libera.
      Dentro de poco estrenan la película sobre su vida, puedes ir al cine con todo el merchandising que requiere el caso y soñar con un mundo mejor.

      Eliminar
  14. ¡Dios mío, menudo cuchillo, que puede partir el Himalaya en dos! Así se las ha traído el 2013 con nosotros. Me espanta el 2014. A ver si hay suerte con esa receta tan versátil para que cada uno la pueda adaptar a su propia versión de la realidad, signo de las orejeras que llevamos y de la dificultad de ver más allá de nosotros mismos. No sé que nos falta pero nos falta algo, y un tornillo es poco. Mientras ellos vayan a cuchillo y nosotros a escraches, mal vamos.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por rectas no quedará, Angie, vivimos en un mundo donde hay recetas para cada cosa pero nadie se decide a cocinar el plato y prefiere verlas por escrito.
      Habrá que hacer escraches a cuchillo ;)
      Besos

      Eliminar
  15. Con gran humor nos provoca a pensar y cavilar estrategias para mejorar un mundo que cada año se desequilibra más en la economía.
    Si tan solo quienes detienen el progreso advirtieran que aún a ellos les conviene eliminar la miseria y dejar que el más pobre parta de ser clasemediero. Tendrían un mercado sano y productivo, y lo mismo les convendría abrir fuentes de empleos que detengan la contaminación y nos traigan una economía saludable.
    Del pensar surgen soluciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ellos, los que detienen el progreso, no tienen perspectiva global y por lo tanto no son capaces e ver más allá de sus intereses inmediatos. Su mirada es grosera y ven en cada individuo un enemigo potencial, prefieren someterlo a integrarlo en una idea común.
      Solo nos queda sustituir a estos individuos por otros que todavía no hayan perdido el sentido de la realidad.

      Eliminar
  16. Pues a la vista de lo mucho que nos 'dan' por todas partes y lo poco o nada... que nos movemos para que no sigan en ello...habrá que confiar en la veleidosa y casquivana suerte. ¡Que remedio!

    Apertas de ano novo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No confío en la suerte porque no me extrañaría que hubiera sido comprada por algunos que tiene los medios para que juegue en su favor, recuerda a Fabra y la lotería.
      Apertas de Aninovo e agora postfestivas.

      Eliminar
  17. Extraño y hasta delirante texto, con una buena dosis de humor negro. Ha sido horrendo año este 2013, pero no demasiado distinto a los anteriores. El peor pecado es haber nacido... Salud y buen año.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi modo de ver y entender, haber nacido no es tanto un pecado como un estúpido error de la naturaleza al que pretendemos dar un sentido que siendo error nunca podrá conseguir.
      Buen año a pesar de todo.

      Eliminar