08 marzo 2009

Sobre la última lección del Chamán

(A derradeira lección do mestre = La última lección del maestro. Homenaje de Castelao a los maestros "paseados" en y tras la guerra civil)

Prescindamos de preámbulos, soy el Dr. Krapp y vengo a comunicarles que mi compañero de blog, el  hechicero amerindio que revoloteaba por estos pagos hasta hace unas semanas, ha escapado.

El tal Chamán Triste (Ver su historia en Un hombre llamado Triste) puso pies en polvorosa pensando que con sólo desearlo podría liberarse de los pestíferos olores de esta ciénaga inmunda. En su inocencia, desconocía que el mal ya le corroía por dentro y al llamar a su nagual -una resplandeciente águila real- para poder irse volando, solo pudo transmutarse en la escuálida figura de un lastimero gorrión famélico. Volvió aterrado a su abochornado cuerpo humano, pillo un taxi, se fue al aeropuerto internacional más cercano y compro un billete hacia cualquier otra parte del mundo lejos de este infierno cautivador. Dicen que en todo ese tiempo solo pudo musitar una mínima letanía:

  • Por favor, que haya algo más que ésto. Por favor, que haya algo más que ésto.
Pobre infeliz.
Me quedo como ser único en esta historia pero no se fíen, puede que crea que el único círculo realmente interesante es el que traza el culo de una copa bien llena sobre el mármol de una barra de bar. Tampoco es seguro, ya saben que las palabras casi siempre son un engaño y además esta de moda hacerse el chulo, el cool, el hipster. Eso sí, mis reservas de azucar están agotadas. Si buscan que les endulce la sobremesa vayan a otra parte, se lo ruego.
Saludos cordiales.

Doctor Krapp

20 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Epsero que no siga triste y que esta no sea la última entrada. Tienes ganas de llamar la atención???

    ResponderEliminar
  4. domingo triste. Pienso en el chamán, dónde irá? Vuelve a escapar...y dónde llevará sus buenas intenciones...todo colonizado ya.
    Y él tan resuelto a llevar a cabo su sueño, tan amante de lo espirutual, verse reemplazado por un sujeto con tantas inseguridades...y que me dio un susto cuando lo vi entre los blogs que sigo...pero si yo nunca vi a este hombre.

    Bué...encantada en conocerlo libertino

    ResponderEliminar
  5. Bienvenido seas, Cronisa Libertino. Me gusta lo de "cronista" y más áun lo de "llibertino". El tiempo dirá si hacemos o no bueno al "Chamán". De momento estamos expectantes...Sólo le pido que tenga compasión de estos receptores, de limitadas capacidades, que a veces se las ven y desean para estar a la altura de las circunstancias...

    ResponderEliminar
  6. Me encanta que me reciban de esta manera tan cordial y cariñosa, no esperaba menos.
    Lotus, soy feo de cojones pero con encanto y usted, rápido y audaz, lo ha descubierto hasta el punto de valorar muy alto mis hipotéticas posibilidades como interlocutor. Es curioso como hay gente que se alimenta de la confrontación con los demás, es como esa chispa que les falta y que solo pueden encontrar en el fragor de la batalla. El monstruo de Frankenstein necesitaba una buena tormenta con sus rayos y chispas para llegar a la vida, ¿usted amigo Lotus, necesita algo semejante para sentirse vivo? La cuestión es si quiero alimentar sus pasiones o no. Déjeme que lo piense.

    Quiero llamar la atención Maritoñi y lo pienso hacer caiga quien caiga y si es necesario me casaré con usted para conseguirlo.

    Hola Mara y Cuyá, conociéndolo un poco no me extrañaría nada que a estas alturas el Chamán estuviera libando en alguna hermosa flor. Era muy amante de las esencias. Ahhh se habrán dado cuenta de que pongo sus nombres con negrilla, asi me lo recomendó él: "A mis amigos siempre en negrilla".

    Luis Antonio, no pretendo hacer bueno o malo a tan pretencioso personaje, las comparaciones son siempre odiosas. Respecto al estar o no a la altura, en el caso suyo será fácil, por su silueta barrunto que usted como yo pertenece al club Bon Vivant. Permitámonos cierta negrura pero siempre, con un buen pasar.

    ResponderEliminar
  7. Vaya, vaya, donde estará el Chamán Triste en estos momentos? Parece ser que aburrido se fué a lo mejor incomprendido quien sabe.
    Espero que Ud. Sr. Cronista Libertino esté a la altura de su anterior, de momento poco sabemos pero supongo que el nombre ya lo dice todo!!!

    Besitos

    ResponderEliminar
  8. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  9. Lisebe, prometo hacerle llegar una misiva al Chamán, allí donde pueda estar, y preguntarle que tal se encuentra. Buscaba algo diferente ¿pero hay algo realmente diferente más allá de los buenos deseos por encontrarlo cuando llevas encima la carga de tu propio yo?

    Ay Lotus ¿qué puedo hacer con usted? Me llama feo, me describe de forma ridícula y encima destroza la imagen de mi colega el doctorcito que solo ha tenido atenciones para su persona. Debería serenarse, relajarse y no agotar sus pasiones en la espera de futuros acontecimientos.
    El sometimiento de la realidad a situaciones extremas no la hace, frente a lo que muchos piensan, más intensa. La convierte más bien en un objeto banal y mala caricatura de lo que pudo ser. Aprenda a esperar, amigo, la vida requiere cierta pausa y aplomo.

    ResponderEliminar
  10. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  11. Cronista Libertino, bienvenido a este mundo de fantasía y realidad. Espero que nos deleites con tus ocurrencias y sobre todo, así, entre nosotros, ahora que nadie nos escucha.... Espero que te entiendas bien con el que vas a compartir pizarra... Sí, ese, el Dr. Krapp... es pelín complicadito, pero buena gente, ya lo verás ;)

    Un beso

    ResponderEliminar
  12. ¿Eres una Novicia Libertina?
    Me gustan las novicias libertinas ofrecen muchas e irreverentes posibilidades.

    ResponderEliminar
  13. Comedimiento Libertino, éste no es lugar para procacidades y ligoteos. Usted, Novicia, no tiente a nuestra nueva adquisición.

    ResponderEliminar
  14. Soy pervertidora nata, Krapp. No lo puedo evitar ;)
    Y no me llames de usted, que me siento fatal.
    Buen finde, doctor. (K)(K)

    ResponderEliminar
  15. El Libertino ya está demasiado al tanto de esa materia Novicia quizás requiera otra clase de lecciones más civilizadas.

    ResponderEliminar
  16. Bueno, entonces quizás yo pueda aprender de él.

    ResponderEliminar
  17. Una novicia experimentada siempre será de gran ayuda para un alma tan descarriada.

    ResponderEliminar
  18. Ya veo que necesitaré hilo para entrar en este laberinto... Persiguiendo a Chamán encontré a Libertino...

    Esto está lleno de sorpresas!

    Otro beso!

    ResponderEliminar
  19. Deja que descubra mi sombrero de gala y te rinda homenaje, borraeso

    ResponderEliminar