30 septiembre 2008

Despechado y en la batalla, again


Aunque aquel día quebraron tres bancos, siete constructoras y nueve agencias inmobiliarias, la sorprendente noticia del momento fue la misteriosa desaparición de la famosa imagen del Che Guevara en los soportes gráficos del mundo entero.
En Mombasa, en Belo Horizonte, en Mussoorie, en Calatayud, en Malakal, en Bundas, en Medicine Bow, también claro está en Santa Clara y en todo el resto de lugares donde la foto de Korda estaba expuesta o escondida -incluyendo revistas, diarios e Internet- apareció una nota manuscrita en castellano, con letra semejante a la del Comandante, que decía lo siguiente:
Sois unos pelotudos de mierda que no me guardáis el debido respeto. Me eliminasteis de vuestras vidas y los que no habéis largado mis afiches directamente a la basura, hacéis que tengan que convivir con ratas, ratoncitos, chinches, cucarachas, carcoma y toda clase de fauna microscópica en inmundos desvanes, bibliotecas decrépitas, sótanos anegados y trastiendas polvorientas. Vuestra actitud es manifiestamente irresponsable, sabiendo como sabéis que soy asmático.
Además estoy muy atufado de que sólo los imperialistas se acuerden de mí. Es bárbaro que los gringos y sus lacayos de España me hagan el homenaje que me merezco, mientras los cubanos miran hacía otro lado; aunque también me amola que el tipo que me interpreta sea un puertorriqueño gordo y con papada haciendo poses a lo Brando y soltando discursos del catecismo marxista-leninista como una cotorra.
Me merezco algo más, carajo.
¿De que ha servido mi glorificación durante más de cuarenta años?
Ahora casi me parezco a Nuestra Señora de Luján o a Nuestra Señora de la Caridad del Cobre y no a un auténtico revolucionario de pelo en pecho y traje verde oliva.
Tendría muchas cosas más que deciros, pero siento que son innecesarias. Las palabras no pueden expresar lo que yo quisiera y no vale la pena seguir emborronando esta cuartilla. Sólo quiero que sepáis que he decidido abandonar estas mazmorras gráficas que me han esclavizado durante tantos años y volver a la guerrilla.
Quedáis avisados.
Hasta la victoria siempre.
¡Patria o Muerte! "

9 comentarios:

  1. Comandante, tiene usted toda la razón. La revolución, tal y como usted la vivió, ya está demodé. Ahora somos esclavos de Armani, del Euribor, del petróleo... y no somos capaces de coordinarnos para luchar.. más que nada porque el que más y el que menos, se muere por formar parte de esas cadenas de esclavos... Ya los valores de antes (lealtad, trabajo, superación, incluso fé) están obsoletos... Ahora lo que prima es la apariencia, pura y dura, simple. Muy simple.
    Tiene razón... Benicio del Toro, tremendo maromo hace años, no le representa como se merece... supongo que buscaban un hispano al que poder caracterizar sin muchas complicaciones....
    Yo misma, comandante, he guardado en el baúl de los recuerdos el poster suyo que tenía, junto al de Jesucristo, ese que decía "Se busca..." No es que haya renunciado a la revolución... es que estoy reforzando mis posiciones ;) Una no cambia de la noche a la mañana....

    Hasta siempre

    ResponderEliminar
  2. ¡Cuantos recordamos el susodicho poster que hace referencia Dalila Novicia del Che!

    Eran momentos de verdadero apogeo, en lo que a libertades se refería, las luchas eran verdaderas, reales, no una simple pose como lo que se vé hoy.

    ¡Cuanta razón tienes al escribir Dr. !!

    La revolución era en su estado más puro vivida por cada uno como si fuera parte de la vida, ya no me refiero a los paises que citas sino en el que nos a tocado vivir, y a una época en especial.

    Donde han quedado los ideales de antaño?? En el recuerdo tan solo de algunos que en cierta manera lo vivimos aunque solo fuera de pasada.

    Besitos Dr.

    ResponderEliminar
  3. Novicia, espero que el propio Che pueda constestarle por muy ocupado que éste en sus múltiples asuntos. Por cierto, ¿a donde se habrá ido este señor con la cantidad de asuntos que están sin resolver? Sólo espero que no confunda a molinos con gigantes, algo que ya le pasó en alguna ocasión.
    Lisebe, quizás toda idea innovadora o revolucionaria tenga como destino natural simplificarse hasta convertirse en un icono, una imagen que con el tiempo se irá desdibujando.

    ResponderEliminar
  4. Doc,
    cuando alguien llega a la cumbre y se siente idolatrado, se sabe lider de masas y poderoso, es difícil que mantenga los pies en el suelo y no distorsione la realidad... Eso, poco grandes lo han conseguido.

    Un beso y buen finde Señor Krapp

    ResponderEliminar
  5. Novicia esa dificultad se hace absoluta cuando uno tiene una visión mesiánica y cree que el esfuerzo racional de unos pocos puede modificar siglos, o incluso milenios de irracional opresión.


    Buen fin de semana para ti.

    ResponderEliminar
  6. Gracias por invitarme al blog. Respecto a Patria o Muerte... no sé, yo no moriría por nada, ni por ideas, ni por dioses, ni patria ni nada. Será mi narcisismo puro y duro. Estoy bien doctor?

    ResponderEliminar
  7. Está usted en plena forma como no podía ser menos en tan temible agente de la ley.
    Le felicito por no tener necesidad de tener que tapar su individualidad detrás de una bandera, de un escudo, de un himno y sin embargo ...¡Forza Depor!

    ResponderEliminar
  8. Y mientras tanto, en las pistas de baile de todo el mundo, multitud de jóvenes concienciados y a la moda menean el esqueleto con la bendición textil del Che Guevara y del Chevignon... ;)
    Yo creo que, más que en guerrillero, retornará reciclado en francotirador (de esos que se apostan en edificios cercanos a institutos, para evitar el desarrollo y maduración de todas y todos los tontos del culo del mañana que acechan crecer y jodernos definitivamente el buen gusto).

    Bessos sociópatas,

    4ETNIS

    ResponderEliminar
  9. Es usted una mortífaga de bandera y no como su tocayo de Brasil que aunque me cae bien lo veo un poco abossanovado, tal como si le hubiera caído encima todo el sol de Copacabana.

    ResponderEliminar